Colaboradores

Además del papel imprescindible de los patrocinadores, sin cuya complicidad y empuje no sería posible llevar a cabo esta aventura, otras organizaciones se han ofrecido a arrimar el hombro, de manera altruista, con el único objetivo de evangelizar el uso del vehículo eléctrico. Tal es el caso de AUVE, la Asociación de Usuarios de Vehículos Eléctricos, una comunidad que me ha sorprendido muy gratamente por su deseo de colaborar desinteresadamente en esta aventura. Desde aquí, mi más sincero agradecimiento por su apoyo logístico y moral.